Planetario Galileo Galilei

Palermo
El Planetario es el principal centro de divulgación de la astronomía de la ciudad.

Cuenta con una sala de proyección semiesférica con 360 butacas reclinables y una cúpula de 20 metros de diámetro donde se reproducen cerca de 8. 900 estrellas, planetas y satélites del universo, y se proyectan documentales temáticos, gracias a un imponente equipo (de 5 metros de altura y 2,5 toneladas de peso) que contiene unos cien proyectores y que está ubicado en el centro de la sala.

El edificio tiene cinco pisos, seis escaleras (una helicoidal), la sala de proyección central y otra sala más pequeña utilizada para muestras temporarias.

Su construcción comenzó en 1962 y finalizó en 1966. El Planetario también alberga una colección de meteoritos provenientes del Norte argentino.

En el lago adyacente se encuentra la escultura Sorprendida, del italiano Nicolás A. Ferrari y a pocos metros, un monolito evocativo del sabio polaco Nicolás Copérnico.

En estos terrenos se jugó el primer partido de fútbol de la historia argentina (29 de junio de 1867), que enfrentó al equipo del Buenos Aires Cricket Club con la tripulación del barco de guerra británico Bombay.

Tras su renovación y puesta en valor por su 50° aniversario, Planetario Galileo Galilei se destaca por la resolución 8K en el domo y un museo con nuevos juegos que se pueden recorrer durante una hora.

En el museo se puede disfrutar de una experiencia 4D que te lleva a Marte, vivir en primera persona la teoría del Big Bang dentro de un simulador, llenarte de toda la información que necesites a través las 12 pantallas touch que brindan información de la galaxia, las estrellas y los planetas. También está la posibilidad de interactuar con dos pantallas enormes que te llevan a aprender jugando.

El papel principal de esta renovación está en las manos de Galibot, un robot interactivo único en Latinoamérica y similar al que se encuentra en el centro de visitantes de la NASA. Galibot puede contestar en dos idiomas (español e inglés), es el encargado de recibir y darle la bienvenida a los visitantes que lleguen al museo. Además, responde preguntas, te cuenta un poco de la historia del Planetario y en el caso de que el robot esté solo sin interacción, te lo hace saber: "¡Me aburro!" es una de sus frases para que te acerques. Si eso no le resultó, comienza a cantar hasta que alguien se posicione frente a el y le pregunte algo de lo que más sabe: astronomía.

En el Planetario también se restauró la infraestructura. Por fuera se pueden apreciar las nuevas pantallas que rodean el domo. Hay nuevas luces y reflectores con un sistema de telegestión; esto permite a los organizadores monitorear y tener el control en cuanto a los efectos y luces que se le quieran poner a la esfera principal.

Presenciar el espectáculo astronómico en el domo tiene un valor de $120 y dura 50 minutos.
Funciones de martes a viernes: 13 y 17 hs. Sábados y domingos de 13:30 a 19:30 hs, funciones cada una hora.

La entrada al museo cuesta $50 y tiene una duración de una hora.
Se puede entrar cada una hora de martes a viernes de 10:30 a 16:30 hs. Y los sábados, domingos y feriados de 14:00 a 19:00 hs.

El Planetario Galileo Galilei renovó su programación, con el estreno de dos nuevos espectáculos astronómicos fulldome para que grandes y chicos puedan descubrir los fenómenos espaciales más sorprendentes: Sol: Tiempo de eclipses y Cuentos para no dormir.

Martes a viernes

  • 13 hs. De la Tierra al Universo. Público general

  • 17 hs. Sol: Tiempo de eclipses. Público general


Sábados, domingos y feriados

  • 13.30 hs. De la Tierra al Universo. Público general +13 años

  • 14.30 hs. Somos estrellas. Público general +9 años

  • 15.30 hs. Cuentos para no dormir. Público general +3 años

  • 16.30 hs. Sol: Tiempo de eclipses. Público general

  • 17.30 hs. Cuentos para no dormir.

  • 18.30 hs. Somos estrellas

  • 19.30 hs. Sol: Tiempo de eclipses.